Otoniel Font - Regresa al Lugar de tu Experiencia con Dios
Fecha viernes, 16 de marzo a las 15:34:23
Tema Reflexiones


otoniel font  Pastor Otoniel Font - www.otonielfont.com

Probablemente ya has entendido que eres un bendecido. Ahora sólo falta que haya pasión. Entendimiento sin pasión es sólo conocimiento; y pasión sin entendimiento es pura emoción. Pero un corazón ardiente con entendimiento es iluminado.

Cuando una persona pierde la pasión, se le ve en los ojos. Si has perdido la pasión, necesitas regresar al lugar de tu experiencia con Dios, donde lo que sabías se juntó con el corazón, y tus ojos fueron iluminados.

oraciĆ³nEn el libro de Efesios, capítulo 1, Pablo dice que oraba para que fueran alumbrados los ojos del entendimiento de los hermanos de la iglesia de Efeso, y que lo hacía con tres propósitos.

En primer lugar, para que supieran cuál es la esperanza a la que Dios los llamó.

Esta palabra esperanza, en el original, significa un deseo o promesa ferviente, firme en tu corazón. Es necesario que sean alumbrados los ojos de tu entendimiento, para que sepas la esperanza del llamado de Dios para tu vida, llamado a salvación, a ser como Cristo.

En segundo lugar, es necesario que sean alumbrados los ojos de tu entendimiento, para que sepas cuáles son las riquezas de la gloria de su herencia en los santos. Heredamos conforme a nuestro linaje. Nuestro ADN es el de Abraham, el de David, el de Ester, el de Rut, el de Sara.

Si tú entiendes este poderoso principio, es imposible que tú fracases.

En tercer lugar, es necesario que sean alumbrados los ojos de tu entendimiento, para que sepas cuál es la supereminente grandeza del poder de Dios, para con nosotros los que creemos.

La grandeza de Dios, y de su poder, está por encima de todo. Y ese poder actúa en ti. Si has sido débil ante la tentación, es porque no has puesto toda tu dependencia en la supereminente grandeza del poder de Dios, porque dice la palabra, que ese poder actúa en nosotros, y es por su poder que tú puedes vencer la tentación.

Una persona iluminada siente una pasión tan grande que no puede dejar de hablar de Dios, se le ve en los ojos, camina diferente.

Vive como un iluminado. Vive con pasión por el Señor, pasión por la vida, por la palabra, por ganar almas. Que las circunstancias no hagan que la palabra deje de arder en tu corazón.

Debe llegar el momento en tu vida en que tus convicciones sean tan firmes que ni las circunstancias te hagan cuestionar lo que has creído. Si estás enfermo, Dios sigue siendo el Dios que sana. ¿Tienes problemas económicos? Él sigue siendo el Dios que prospera.

Cuando salían a pelear, en los tiempos de la biblia, siempre esperaban ganar. Le preguntaban a Dios si entregaría a sus enemigos en su mano, y salían a pelear. Cuando perdían, se encerraban a preguntarle a Dios qué fue lo que pasó.

Así hace falta cristianos.

No hace falta un cambio de gobierno. El problema no es el gobierno, sino la sociedad. Y los responsables somos todos. Hace falta un cambio en nosotros.

Hace falta iluminados, gente que le crea a Cristo y sepan que Dios puede prosperarlos, y darles la victoria, en el lugar donde se encuentran. Dios puede cambiar el mundo, y lo va a hacer a través de nosotros, los que creemos.





Este artículo proviene de Reflexiones - SaciaTuSed.com
http://www.saciatused.com/aguaviva

La direcci#243;n de esta noticia es:
http://www.saciatused.com/aguaviva/modules.php?name=News&file=article&sid=516